La Maratón de los barrancos, X Edición


Calatayud, 17 de mayo.

BTTCalatayud organiza y una servidora se complace en ofrecer a vuesas mercedes:

Viernes tarde. La cosa pinta fatal. De fiestas por S. Isidro se puede complicar bastante la intervención. Uno se lía, se lía, y al final no ve ni la luz. Menos mal que a base de ámbars se pueden pasar estos tragos, y como dicen los entendidos eso hidrata que es una barbaridad. Pues tira, dale. Aprovecha para salir ahora que el domingo lo tienes comprometido. Así es, espera una ruta con calor, dura, entretenida y con alguna sorpresa… Uffffff, espero que no necesite la ambulancia porque mi forma física (si alguna vez la tuve este año, aunque las formas también incluyen las redondas, que son actualmente las mías) es más bien penosa, lamentable y casposa. Más de bar que de bici. Pero no nos centremos en eso.

Total, que el sábado una putivuelta, por los bares más reconocidos de mi pueblo, con parada en todas las tabernas de Pascua, un arrocico negro para compensar el esfuerzo, bien de mortero (ajolio) y postre y con eso me aseguro una reserva (por si no tuviera ya, cagóntxós) de hidratos de carbono. Luego pensando casi me arrepentí, por lo del día siguiente. Ya sabéis. Vamos que te tiras a la loza y dejas un way-point de lo más apañao. Gritos, loza con un estropicio del 15, y con más señales en el inodoro que en una batalla de chinos. No problemo. Se avisa al “de las cañas” para que desatasque y ya está. No sé para qué hace falta tanto gritar. JIJIJIJI.

Bueno, a lo que voy vengo. Como los niños y los leggins son los únicos que dicen la verdad yo os voy a relatar en primera persona mi impresión.

Dura, calurosa, divertida y a mi modo de ver necesaria. Es por lo que fui. Esa necesidad de compartir ruta con los colegas de Calatayud por lo menos una vez al año y deleitarme con el garbacillo autóctono es totalmente necesaria. Allí estaban Pep-One, Alfombrillas y Jesús para darle color al asunto. Habían preparao una encerrona más que regular por los barrancos del Fargüest Bilbilitano.

Una reata de entre 20 y 30 aberronchos se agrupaban frente al bar para dar la salida. También estábamos unos cuantos de los históricos (de esos que casi no peinan ya ni na) Con saber y km en sus espaldas. El tío Sylvestre, Zaca, Joaquín, Pepe, Alfonso, que ya nos conocemos hace muchos días. Grupos de La Almunia y pueblos adyacentes y los componentes del Btt-Calatayud. La salida después del café. Como mandan los cánones y las buenas costumbres. Un par de fax, enviados. Después de pillar wifi en el bar de salida, poco miedo. Bici preparada y arranca.

Salida nueva y subida por barranco sencillo. Aquí empieza la aventura. Los primeros pensamientos. Joder, mañana entreno. De los productores de: “Mañana salgo a correr”, “Me pongo a régimen” presenta la sudada padre en la primera rampa. A disimular. Así, un buen rato pero los rampones y zonas técnicas paralizaban la marcha. Menos mal. Total que entre ponte bien y estate quieta nos llegamos a la Cruz de Armantes y de aquí al Arco de Piedra. Esta vez me ha gustado mucho la opción elegida. Foto. Retratos. Hijopustimo en estado puro a cargo de varios componentes que hicieron la risión y una pequeña avería técnica que el tío Paco me salvó. Para variar. Ahora hacia el Far West de Calata-Utah. Cualquier foto aquí parece tomada en el país de los yanquies.

En breve tuve que separarme de la horda de orcos a lomos de los corceles de chapa y carbuncio pero mereció la pena. A pesar de ser el cumpleaños de mi chico me negocié un minibono para poder ciclar y es que si no me da un yu-yu. Por eso no dije mucho en casa porque no hay nada más peligroso que una mujer con información incompleta, sacando conclusiones, así que te piras y que salga el sol por donde quiera. En resumen que lo pasé pipa. Un par de incidentes, uno al salir de una barranquera que me dejó sin tracción y me dejaron la bufetera como para comer garbanzos con cuerda (sin consecuencias) y otro que vi, un chaval que aterrizó, el pobre, para saldar el incidente con una brecha entre las cejas y unos golpes suficientes como para hacerlo retirar. Mejórate chaval, que no sea nada.

Y entre ponte bien y estate quieta que me fui con Rubén –de la Almunia, Emilio de Calata y el tío Joven -Ciclos Joven- a ritmo de salsa por las barranqueras de grava un poco pestosillas, eso sí, hasta llegar a Terrer y luego por la paralela hacia Calatayud. Un ritmo alto que casi me sacan los ojos, pero estos del rallye ya se sabe. Están sin vacunar. Gracias por esperar compays.

Después de todo, llegamos antes de lo que yo me pensaba. Una gozada. A pesar de que llegué deshidratado mereció la pena, un par de cocas y pronto para llegar a casa. Incluso a tiempo. Buen saldo. Mereció la pena, ¿había dudas?

Un placer rodar por el “little red cheap” bilbilitano con los colegas de Calata y una parte mínima de lo que algún día fue, si realmente existió, la Sección Maña de la VT. La Vieja Tronca. Esa idea que sólo con pensar se evapora.

Orgulloso estoy de haber participado en tan maño evento. Gracias koooos.

FOTOS:

IMG-20150517-WA0013

Pepe Caro, el presi

Pepe Caro. Un crack del montalbán aragonés ya entrado en años y con muchas horas a sus espaldas respaldando el btt en Aragón

Firma Blog BTT_AlbertoLagarTija

Anuncios

Acerca de pedromarcohernandez

Apasionado de la montaña, de la que disfruto con la BTT y el esquí de travesía.
Esta entrada fue publicada en Alberto Lagartija, Carrera, Colaboraciones y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s